Una pizca de sal

El sodio es imprescindible para que el cuerpo mantenga varias funciones, pero demasiado sodio puede ser perjudicial para su salud.

La principal fuente de sodio en una dieta moderna es la sal y la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que los adultos no consuman más de 5 gramos al día. Cinco gramos, que es un poco menos que una cucharadita, puede ser difícil de mantener en un mundo actual cuando la sal se esconde por todas partes. Si bien algunas personas deben conocer su consumo de sal por razones de salud como presión arterial alta, riesgo de ataque cardíaco o riesgo de accidente cerebrovascular, todos deben conocer los riesgos de la ingesta alta de sodio y cómo evitar los efectos secundarios.
Las mejores formas de reducir la sal de su dieta son:

  • No volver a aplicar sal. Está cocinando en casa y la receta dice que agregue media cucharadita de sal a la receta. Una vez que haya terminado de cocinar y se haya sentado a comer, deje el salero en el gabinete de especias. Agregar más sal a la comida después de que se haya cocinado es una manera fácil de superar su límite diario de sodio, pero también es un paso fácil de evitar.
  • Controlar sus bocadillos. Elegir bocadillos más saludables como frutas y verduras u otros alimentos bajos en sodio en lugar de bocadillos salados procesados como papas fritas puede ser una manera fácil de reducir la ingesta de sodio.
  • Comprar a conciencia. ¿Ve una opción baja en sodio de ese artículo en su lista de compras? Agárrelo en lugar de su opción habitual. El simple hecho de elegir versiones de alimentos con bajo contenido de sodio puede reducir significativamente la ingesta de sodio. La salsa de soja baja en sodio tiene un 40% menos de sodio que la salsa de soja normal, según Kikkoman, una marca popular.

El principal beneficio de reducir la ingesta de sal es la disminución de la presión arterial. Un error común de acuerdo con la OMS es que solo las personas mayores deben vigilar sus niveles de sodio cuando, de hecho, la ingesta alta de sodio puede causar un aumento de la presión arterial a cualquier edad, además de aumentar el riesgo de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular. Las cantidades altas de sal en su dieta también pueden provocar retención de líquidos e hinchazón. Siga los pasos enumerados anteriormente para tomar más conciencia sobre de su consumo de sodio y vivir una vida más saludable.

Contenido de Lockton Dunning Benefits con información de https://www.who.int/news-room/fact-sheets/detail/salt-reduction