Comidas más saludables en vacaciones

No todas las comidas típicas de las temporadas vacacionales se hacen con los mismos ingredientes. Echa un vistazo a esta lista básica de comidas típicas saludables que te quitarán la culpa de querer repetir:

[table id=15 /]
Fuente: Fitness Magazine

La mejor receta de pastel de calabaza

Solo unas cuantas comidas con gran contenido de nutrientes son suficientes para hacer más saludables nuestras clásicas comidas vacacionales. Añade esta receta en tu arsenal para esta temporada.
Para la corteza:
  • 1 taza de harina blanca de trigo entero
  • ½ cucharadita de sal
  • 4 cucharadas de mantequilla sin sal, fría y en cubo
  • 2 cucharaditas de leche descremada
  • 1 cucharadita de jarabe de maple puro
  • ½ cucharadita de vinagre de sidra de manzana
  • 1-2 cucharadas (15-30 mL) de agua helada
Para el relleno:
  • 1 lata (15 oz) de puré de calabaza
  • ¼ de taza de yoghurt griego natural sin grasa
  • ½ taza de leche descremada
  • 1 cucharada de harina de maíz
  • 1 ½ cucharadita de canela molida
  • ¼ cucharadita de nuez moscada en polvo
  • ¼ cucharadita de jengibre en polvo
  • ¼ cucharadita de sal
  • ⅛ cucharadita de pimienta negra
  • ¼ taza de jarabe de maple puro
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • ½ cucharadita de crema de vainilla estevia (como SweetLeaf)
  • 3 claras de huevo grande a temperatura ambiente y ligeramente batidas
Para la crema batida:
  • 3 cucharada de crema condensada
  • 6 cucharadas de yoghurt giego natural sin grasa
  • ½ cucharadita de crema de vainilla estevia (como SweetLeaf)
  1. Para preparar la corteza, bata la harina y la sal en un tazón mediano. Corta la mantequilla usando un cortador de hojaldre o un tenedor hasta que la mezcla tenga apariencia de migajas.
  1. Bate la leche y el jarabe de maple, y vierte sobre la mezcla de harina. Bate el vinagre y 1 cucharadita de agua, y vierte sobre la mezcla de harina. Mezcla hasta que los ingredientes líquidos se hayan incorporado. Continúa y añade 1 cucharadita de agua a la vez y mezclando constantemente hasta que se forme una masa.
  1. Deposita la masa en el centro de una hoja grande de papel plástico y moldéala como un círculo de 4 pulgadas de diámetro. Cúbrela con otra hoja de papel plástico. Enfría la masa por lo menos durante 30 minutos.
  2. Mientras se enfría la masa, prepara el relleno. Mezcla el puré de calabaza y el yoghurt griego en un tazón grande. En un tazón pequeño aparte, bate la leche y la harina de maíz. Revuelve la mezcla de leche en la mezcla de calabaza. Añade la canela, nuez moscada, jengibre, sal, y pimienta, hasta que quede una mezcla uniforme. Reuelve el jarage de maple, la vainilla y la crema de vainilla estevia. Mezcla gradualmente las claras de huevo hasta que la mezcla sea uniforme.
  3. Precalienta el horno a 200 °C (375°F) y rocía un plato para pasteles de 20 cm de diámetro con aceite para cocinar en atomizador.
  4. Dejando la masa entre las hojas plásticas, dale forma de círculo de 30 centímetros (11″) de diámetro. Quita el plástico de arriba y coloca la masa sobre el plato para pasteles preparado. Quita la otra capa de plástico. Presiona suavemente la masa contra el plato y quita el exceso.
  5. Cubre el centro del pastel con papel aluminio, asegurándote de que el papel aluminio toque directamente toda la masa hasta en las orillas del plato, y pon pesas para pasteles o arroz crudo en el centro. Hornea la corteza a 200 °C (375 °F) durante 15 minutos. Quita quidadosamente el papel aluminio y las pesas o el arroz.
  6. Vierte el relleno en el centro de la corteza prehorneada. Hornea el pastel a 200 °C (375 °F) durante otros 35-40 minutos o hasta que el centro casi no se mueva al agitarlo suavemente. Deja enfriar a temperatura ambiente; después enfría el pastel durante 8 horas antes de servirlo.
  7. Para preparar la crema batida, coloca un vaso o tazón de metal y las piezas de la batidora eléctrica en el congelador durante 10 minutos. Saca del congelador. Añade la crema condensada, y bate durante 2-3 minutos o hasta que se vuelva suave. Añade el yoghurt griego y la crema de vainilla estevia, y bate durante 1-2 minutos o hasta que se vuelva suave. Cubre y refrigera hasta que el pastel esté listo para servir. Ponle un poco de crema batida a cada rebanada.
Fuente: Amy’s Healthy Baking