CUENTA FSA: ¿Transferencia de fondos o período de gracia?

Las Cuentas de Gastos Flexibles a menudo tienen dos opciones que pueden necesitar alguna explicación: “transferencia” y “período de gracia”.

La Cuenta de Gastos Flexibles (FSA) es una cuenta especial libre de impuestos donde ingresa dinero para pagar ciertos gastos de desembolso. La transferencia se refiere al monto de dinero depositada en la cuenta que puede transferirse al próximo año del plan para las FSA de atención de la salud. El período de gracia es la cantidad de tiempo, generalmente 2,5 meses, en que se puede incurrir en gastos después de que finaliza el año del plan.

¿Qué significa eso?

Con una FSA, debe usar el dinero de su cuenta antes del fin del año del plan, sin embargo, algunas FSA de atención de la salud permiten transferir hasta $500 al próximo año.

Una FSA de atención de la salud o FSA de cuidado de dependientes puede incluir un período de gracia de dos meses y medio después de que finaliza el año del plan para cualquier gasto extra que pudieran realizarse y presentarse para obtener el reembolso.

Un plan puede ofrecer transferencia o período de gracia, pero no ambas características. Todos los fondos no reclamados al final del año del plan se perderán y devolverán a su empleador.

Contenido de Lockton Dunning Benefits